Miércoles 24 de Abril de 2024

Elecciones 2024: análisis del potencial impacto en el tipo de cambio del peso mexicano

Elecciones 2024: análisis del potencial impacto en el tipo de cambio del peso mexicano

Especialistas pronostican cambios en el tipo de cambio peso-dólar en medio de elecciones y ajustes de tasas.

En los últimos meses, el peso mexicano ha mostrado fortaleza frente al dólar, cotizando por debajo de las 17 unidades por dólar durante diez sesiones consecutivas. Este fenómeno se ha atribuido al amplio diferencial de tasas de interés entre México y Estados Unidos, así como a un mayor flujo de divisas hacia el país.

Sin embargo, diversos analistas coinciden en que esta tendencia podría revertirse eventualmente. Una de las principales preocupaciones radica en la posible reducción del diferencial de tasas de interés, especialmente ante la expectativa de un recorte por parte del Banco de México (Banxico) en su próxima reunión, mientras se espera que la Reserva Federal (Fed) mantenga sin cambios su tasa de referencia.

Carlos Hermosillo, analista independiente, sugiere que el mercado ya ha descontado un recorte por parte de Banxico, pero la incertidumbre persiste respecto a las decisiones de la Fed. Gabriela Siller, directora de análisis económico en Banco Base, señala que las elecciones presidenciales tanto en México como en Estados Unidos podrían generar volatilidad en el tipo de cambio.

La posible influencia de las elecciones en Estados Unidos sobre el peso mexicano ha sido tema de discusión entre los expertos. Ernesto Revilla, Economista en jefe de Citi para Latinoamérica, advierte sobre la incertidumbre que podría generar el proceso electoral estadounidense, especialmente en un contexto donde la influencia de Estados Unidos sobre México es significativa.

Los analistas de Citibanamex y CIBanco coinciden en que se espera una depreciación gradual del peso mexicano, especialmente hacia finales de año. Gabriela Siller sugiere que la victoria de Trump en las elecciones no representaría un riesgo tan grande como en 2016, pero aún así podría generar depreciaciones en el tipo de cambio.

En resumen, el panorama económico y político tanto a nivel nacional como internacional sugiere que el peso mexicano podría enfrentar desafíos en el corto y mediano plazo. La evolución del diferencial de tasas de interés, las decisiones de los bancos centrales y el resultado de las elecciones en Estados Unidos serán factores determinantes en la dirección del tipo de cambio peso-dólar.

Valentina Rodríguez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *